En una paratiroidectomía parcial, se extirpan de una a tres de las glándulas y se deja una para ayudar a evitar que el cuerpo produzca muy poca hormona tiroidea (PTH), una afección llamada hipoparatiroidismo.

 

Se hace una incisión en el cuello, generalmente justo bajo la manzana de Adán. Se localizan las cuatro glándulas paratiroideas, se extirpan las que estén anormales y se cierra la incisión.

 

En una paratiroidectomía total, se extirpan las cuatro glándulas. En algunos casos, el cirujano implanta tejido paratiroideo en el músculo del antebrazo del paciente para proporcionar una función paratiroidea residual.

Dr Luis Omar Domínguez Palomera

De los pocos médicos especialistas en Cirugía Oncológica de Cabeza y cuello en la República Mexicana. Especialista en Otorrinolaringología y único médico en el continente americano con experiencia en TOUSS: Técnica para el tratamiento del cáncer de laringe o faringe (VÍA NO INVASIVA).


Otorrinolaringología y Cirugía oncológica de cabeza y cuello en Guadalajara y Zapopan, Jalisco, México.